Características de la pintura neoclásica


 Los profundos cambios políticos, sociales y económicos al inicio de la Época Contemporánea, tienen su equivalente en las transformaciones estilísticas. Frente al estilo Rococó propio de la nobleza del Antiguo Régimen, surge el Neoclasicismo, en el que se tiene como modelo la antigüedad grecolatina, como mejor forma de expresar los valores universales propios de los nuevos tiempos. Se adecua al pensamiento de la Ilustración que exalta la razón, que trata de mejorar la vida de los súbditos al aplicar reformas educativas para obtener la felicidad y el progreso social. La búsqueda de la belleza ideal y la perfección artística se corresponde con la rectitud moral, y la defensa de valores como el patriotismo, la dignidad y el heroísmo.




La pintura neoclásica valora la línea, el dibujo sobre el color. La claridad y serenidad compositiva frente a los grandes escorzos y decoraciones. Tiene un finalidad educativa y moralizante. Un lenguaje sobrio para expresar las aspiraciones de la burguesía revolucionaria, que debe convertirse en un elemento transformador de la sociedad.  El pintor francés, Jacques-Louis David es el mejor ejemplo de artista neoclásico. Además comprometido con la Revolución Francesa, para terminar al servicio de Napoleón. La huella de la influencia clásica se observa primeramente en El Juramento de los Horacios (1786), donde representa un tema de la historia de Roma de carácter patriótico. Las arquitectura, los vestidos de los personajes, la composición equilibrada, nos recuerdan aquel pasado glorioso, en la que un grupo de hermanos van a sacrificar su vida.




En Marat asesinado (1793), un vacío se cierne sobre el cuerpo muerto del revolucionario, que exalta su dignidad y compromiso moral. El propio artista participó durante el periodo jacobino en la Convención republicana. Según evoluciona la marcha de la revolución, sus temas cambian en favor de un nuevo régimen más moderado, como expresa en El rapto de las Sabinas (1799), y finalmente al servicio propagandístico de la figura del emperador Napoleón Bonaparte. En este periodo el estilo neoclásico se convertirá en una moda que se aplica a la decoración o el vestido a la manera del imperio romano, y será adoptado por la nobleza europea, como observamos en el retrato de La marquesa de Santa Cruz, (1805), pintado por Francisco de Goya.




Cine e Historia Contemporánea


 Este curso vamos a incidir más en el cine como forma de abordar la historia contemporánea. La hacemos más próxima, que el relato escrito a los ojos actuales. Ya empleamos con asiduidad las imágenes de vídeos cortos para explicar la materia, pero quiero utilizar el llamado Séptimo Arte, para profundizar más en el tratamiento del pasado, como a sus implicaciones en el presente. Las mayores limitaciones son las de tiempo, pero aprovecharé el tiempo suplementario que me proporciona, en la medida de lo posible, la actividad como tutor de un grupo de alumnos de 4º para esta finalidad.




La primera de ellas será, MARÍA ANTONIETA. LA REINA ADOLESCENTE, escrita y dirigida por Sofía Coppola, que nos permite dos objetivos, abordar el Antiguo Régimen, la corte de Versalles en el siglo XVIII, y los prolegómenos de la Revolución Francesa. El despilfarro y los lujos de la monarquía frente a las necesidades políticas y económicas del Tercer Estado, la burguesía y el pueblo francés. La desmembración de los poderes reunidos en una sola persona, la del rey absoluto, en tres separados para constituir una forma de gobierno más abierta a la voluntad de la nación según las ideas que desarrollaron los ilustrados.

El Imperio de Justiniano


 En los muros del presbiterio de la iglesia de San Vital de Rávena se encuentran dos mosaicos que representan a Justiniano y Teodora, y sus respectivas cortes, llevando ofrendas a la que sería el templo más importante de la ciudad, capital de su imperio en Italia. Justiniano aparece vestido de color púrpura con nimbo junto al obispo de la ciudad, Maximiano, y seguramente, el general Belisario. Justiniano se muestra, así, como máxima autoridad, que une los poderes políticos y religiosos. Por aquella época, a mediados del siglo VI, han culminado con éxito las campañas militares que pretendía revivir el imperio romano de Occidente, que había caído por las invasiones de los pueblos germanos el año 476.




El reinado de Justiniano I (527-565) es la época de mayor esplendor del llamado Imperio Bizantino, entidad política que continúa el imperio romano de Oriente, creado a la muerte de Teodosio en el año 395 con capital en Constantinopla. Logró sobrevivir porque rechazó hábilmente a los pueblos invasores procedentes del centro de Europa y Asía. Serán estos éxitos militares, la derrota de los persas, lo que llevará a Justiniano a dirigir sus objetivos a Occidente. Primero, por el norte de África hasta el sur de España, después se hará con Italia, donde establecerá la capital en Rávena. Para ello se valió de eficaces generales como el mencionado Belisario y Narsés.




El emperador concentraba todo el poder político y religioso en todo el territorio. Se valía de una eficaz administración de funcionarios y militares para controlar las provincias en las que se dividía. Gran parte de las riquezas del imperio provenían de la situación estratégica de Constantinopla entre Europa y Asia, donde llegaban las rutas del lejano Oriente. Además, fabricaba sus propios productos de lujo como marfiles, sedas, tapices, y esmaltes. De todas las maneras, la agricultura, organizada en grandes propiedades, siguió siendo la base de la economía bizantina.




Si durante este periodo se llegó a revivir el imperio romano de Occidente, igualmente coincide con una época de esplendor cultural. Caracterizado por un lado, por la codificación del Derecho romano, llamada, el Corpus Iuris Civilis, uno de los más importantes legados del mundo antiguo; por otro, por el desarrollo de un estilo artístico, arquitectónico, sobre todo. El ejemplo más destacado es la basílica de Santa Sofía de Constantinopla, construida por los arquitectos, Artemio de Tralles e Isidoro de Mileto. Un edificio singular que combina la planta basilical y central, con una cúpula única por su tamaño en toda la Edad Media. El estilo arquitectónico bizantino se definirá por el desarrollo de los espacios interiores abovedados con cúpulas sobre pechinas y los muros decorados con mosaicos de temática religiosa sobre fondos dorados. Bizancio se define como la unión de la cultura latina y la griega a la que ayudo a perdurar.

Las ideas de Rousseau

Hemos empezado a estudiar los contenidos de historia contemporánea de 4º, centrados primero en las características del Antiguo Régimen, luego en la Ilustración. A mediados del siglo XVIII, podemos decir que comenzó una de las revoluciones que nos abren paso a la nueva época, la del pensamiento, que trata de cambiar, desde la luz de la razón, todos los aspectos del ser humano. Las ideas de Rousseau son especialmente iluminadoras, que brillan todavía sobre las imperfecciones del mundo actual. Sabemos que partía de la convicción que el hombre era bueno por naturaleza, y que la sociedad lo corrompe. El ser humano lleva inherente dos aspectos la libertad y la igualdad. De la segunda depende la primera como condición para que pueda existir. A su vez, sin libertad dejas de ser hombre.



El ser humano para Rousseau debe cambiar su libertad natural que le convierte en un ser insolidario e injusto. Debe regirse por  la voluntad general. El poder en la sociedad no lo tiene ya el rey, sino la soberanía reside en el pueblo, que la cede mediante un acuerdo a un poder superior, que gobierne en su nombre, mediante leyes justas que persiguen el bien común. La libertad natural se transforma, en consecuencia, en una libertad civil, y la ley de la comunidad, evita que la riqueza la posean unos cuantos ciudadanos en detrimento de otros, los más pobres. De esta manera, quedan establecidas las bases de la auténtica democracia, el gobierno de los ciudadanos libres e iguales.

Arte e Historia Contemporánea

 

A lo largo de este curso vamos a realizar el proyecto ARTE E HISTORIA CONTEMPORÁNEA. En los tres trimestres estudiaremos el arte más importante del momento, los artistas, los estilos y las obras, de la pintura, escultura y arquitectura. Nos ayudarán a tener una visión más completa de aquellos personajes que protagonizaron los acontecimientos más relevantes. Según lleguemos al siglo XX, completaremos nuestro estudio con la fotografía y el cine. Lo mismo que las producciones literarias amplian la comprensión del pasado para el historiador, tener presente sus intereses estéticos, muestra igual relevancia, convirtiéndonos en otro tipo de historiador, el del arte. En el primer trimestre, la época de las revoluciones que dejaron atrás el Antiguo Régimen, e inauguraron el mundo contemporáneo con las transformaciones políticas y económicas liberales, nos ocuparemos de la figura de Goya y los estilos Neoclásico y Romántico. Asociados a las transformaciones urbanas e industriales, terminaremos con el estudio de la arquitectura del hierro, y el estilo realista en pintura.

La capa de ozono y el cambio climático


 A mediados de la década de los setenta, se descubrió que 96 sustancias químicas agotaban la capa de ozono (SAO). La comunidad internacional firmó el Protocolo de Montreal en 1987 para la eliminación de esas sustancias que se empleaban en aerosoles y en aparatos de refrigeración. Gracias a su prohibición, hoy sabemos que la capa de ozono se está regenerando, y se espera que se restablezca totalmente en 2060. La capa de ozono situada en la estratosfera protege la vida en la Tierra y la salud humana, y limita la incidencia de los peligrosos rayos UV. Un estudio publicado este mes informa que que el Protocolo de Montreal, ha reducido también el calentamiento global, al impedir la acumulación de dióxido de carbono.




Si no se hubiera regenerado la capa de ozono, los rayos ultravioleta hubiesen dañado los tejidos de los árboles y las plantas, limitando la fotosíntesis y, por tanto, la capacidad de la biosfera de absorber el dióxido de carbono de la atmósfera. Además, los SAO, son gases de efecto invernadero. De esta manera, la prohibición de su uso ha provocado que las temperaturas no se incrementasen en 0,8 grados. Este calentamiento extra que hubiera sufrido el planeta habría echo imposible cumplir con el objetivo del acuerdo de París de limitar el aumento de la temperatura a 1,5 grados respecto a niveles preindustriales en el que un conjunto de países está empeñado en este momento.

La pintura rupestre


 Hemos empezado el estudio de la Historia de España con la Prehistoria. Uno de sus enunciados más destacado corresponde a la pintura rupestre o parietal, aquella realizada en las paredes de las cuevas o abrigos al aire libre. La más antigua apareció en la península durante el Paleolítico Superior, entre los 40.000 y los 10.000 años. Corresponde a una actividad artística superior fruto del grado de desarrollo intelectual, similar al hombre actual del Homo sapiens, que llegó por aquellas fechas a nuestro territorio. Fueron realizadas en el interior de las cuevas convertidas en lugares sagrados. Representan animales aislados, sobre todo bisontes, además de caballos y ciervos.




Las figuras son a menudo polícromas, con un estilo realista y detallado. Para ello empleaban pigmentos de diferentes colores, especialmente el rojo y el negro. Los animales se representan estáticos o en movimiento, con diferentes posturas. Los primitivos artistas paleolíticos tuvieron la intención de representar la profundidad y el volumen, para lo que emplearon los abultamientos de la piedra. Además de estas representaciones figurativas, aparecen signos abstractos y estampaciones de manos. Las pinturas más importantes de la península se encuentran en la Altamira, dentro de un conjunto más amplio de ejemplos en Cantabria y Asturias, y a su vez en Francia, que forman la pintura franco-cantábrica, unidas por semejantes rasgos estilísticos y temáticos.




Una de las principales incógnitas reside en su significado. Tal vez poseyeron un sentido mágico, el propiciar la caza o favorecer la fecundidad del grupo social. También, pudieron tener un sentido religioso, de gran valor espiritual y simbólico. Igual problema presenta la pintura realizada posteriormente entre el Mesolítico y el Neolítico (entre 7.000 y 4.000 años), esta vez, en cambio situadas, no en la profundidad de una cueva, sino en abrigos rocosos de la vertiente levantina, por ello se lo ha llamado arte rupestre levantino. Presenta diferencias notables respecto a la precedente. Aparece continuamente la figura humana formando escenas, que corresponden a condiciones sociales y económicas más avanzadas. Así observamos conjuntos referidos a la caza, a la guerra, a la recolección, a la  domesticación de animales y danzas rituales, entre otras.




Las figuras de hombres como animales son estilizadas, casi esquemáticas y monocromas, de un sólo color, pudiendo emplear el rojo o el negro. El artista tiene una finalidad narrativa, de reflejar la acción. Su localización al aire libre ha propiciado muchas veces su mal estado de conservación. Podemos nombrar numerosos ejemplos, destacando las pinturas de Cogull (Lérida) y Valltorta (Castellón).


Bienvenidos al curso 2021-2022


Estos días iniciamos el curso 2021-2022, más rápido que años anteriores en la Comunidad de Madrid. La semana próxima iniciaremos ya las clases. Para mí será el curso número 35. Este año repetiré con las mismas materias del pasado año, solamente cambiando el número de grupos. De esta manera, tendré un grupo de Geografía e Historia en 2º de ESO, y dos en 4º de Historia. En 2º Bachillerato repito con la Historia de España y la Historia del Arte de este nivel. Igualmente, seré tutor de un grupo de 4º.


Será el tercer curso afectado por la pandemia de Covid 19. La quinta ola que ha tenido el pico en pleno verano parece remitir. La ventaja es que estamos vacunados la mayoría de los que tendremos que compartir los espacios presenciales a diario. El inconveniente resulta de la persistencia en la transmisión del virus, por lo que seguiremos utilizando las mascarillas, la ventilación de los espacios cerrados, y lo que es más difícil, la distancia de seguridad, pues habrá grupos con ratios elevadas. Esperemos volver los más rápido a la nueva normalidad sin inconvenientes.

La incidencia de la pandemia en la demografía española


 La continua vacunación de la población española por grupos de edades ha propiciado que se vea luz al final del túnel de lo que ha supuesto la pandemia para los ciudadanos. Pero, los datos publicados el pasado viernes por el Instituto Nacional de Estadística, muestran la fuerte incidencia que ha tenido sobre la demografía, hasta tal punto, que son los peores datos de muertes y nacimientos de la serie histórica iniciada en 1941. En el año pasado fallecieron 492.930 personas, 74.227 más (un 17,73%) que en 2019. Por otra parte, han nacido 339.206 niños, un 5,94% menos que el año pasado. De esta manera, el saldo vegetativo, la diferencia entre nacimientos y muertes es el peor de la serie. Hubo 153.724 fallecidos más que nacimientos, el triple de la cifra de 2019.




Los peores datos por comunidades los tiene Madrid, donde las muertes subieron un 41,17% en un año, seguida por Castilla-La Mancha, un 32,33% y Castilla y León, un 25,97%. El virus ha provocado tal número de fallecidos favorecido por el envejecimiento de la población, cuya edad media son 43,58 años, y los mayores de 60, son el 26,6% del total. A la pandemia se une la crisis económica derivada para justificar la reducción de los nacimientos. La incertidumbre por el futuro o la situación laboral ha hecho que las parejas se retraigan para tener hijos. De esta forma, la edad media de la maternidad alcanza un nuevo récord, 32,3 años y el número de hijos por mujer (1,18) es el más bajo desde el año 2000. 

Los exámenes de Historia de España de la EVAU 2021

Una característica común de los dos exámenes de la EVAU de Historia de España este año en junio ha sido que la pregunta de análisis del texto y cuestiones de la opción B. se ha referido al bloque 12 del programa, el último que se ocupa de la historia más reciente de nuestro país, la Transición y los gobiernos democráticos, con un texto del acta relativa a las condiciones de adhesión de España y Portugal a la Comunidad Económica Europea, y del discurso del Rey Juan Carlos I en Washington, de 1976. 

Una segunda característica común, aunque no tan precisa en cuanto a los bloques de contenidos, se refiere a la fuente correspondiente al siglo XX, las dos tratan de periodos dictatoriales, una la de Primo de Rivera y la otra de Franco. Se observa, igualmente, que las cuestiones que preguntan sobre la fuente, atienden al origen de los periodos históricos, no al momento reflejado por la imagen. Podríamos hablar, por tanto, de un contraste en cuanto a las preguntas referidas al último siglo, monarquía autoritaria y dictadura, frente a la actual monarquía parlamentaria democrática. 

Por otra parte, en el siglo XIX, se ha dado importancia a los bloques 7º, referido a la Restauración, el tema de la opción A, y la guerra de España y Estados Unidos, fuente de la opción, B, en el examen del día 7 de junio. Además, del bloque 8º, en la fuente de la opción B, referida a la evolución demográfica, en el examen del día siguiente. Finalmente, se podría comentar las llamadas cuestiones que comprenden los cuatro primeros bloques del programa. Entre los dos exámenes, tanto para los alumnos de ciencias como los de letras, se han repetido alguna de ellas. Del bloque 1º, la que pregunta sobre el reino visigodo; del bloque 2º, Al Andalus: Emirato y califato de Córdoba, y Organización política de España a final de la Edad Media; del bloque 3º, El Imperio de los Austrias: España bajo Carlos I, y Los Austrias del siglo XVII: el gobierno de validos. La crisis de 1640; y del bloque 4º, La Guerra de Sucesión Española y el sistema de Utrecht, lo que nos informa de la relevancia que se ha querido dar a estos contenidos.